¿En qué afecta el tipo de suspensión al manejo de un blindado?

suspensión en un blindado

¿En qué afecta el tipo de suspensión al manejo de un blindado?

Recapitulando de artículos anteriores, cuando blindamos un vehículo incrementamos la seguridad para prevención de delitos, muchas veces se logra sin sacrificar el lujo y el confort del vehículo y esto genera innumerables beneficios. Sin embargo, no hay que olvidar que todo este beneficio tiene un costo, el costo es el peso añadido y la disminución de la maniobrabilidad del vehículo.

Ver… Vehículo blindado ¿lujo o necesidad en la protección ejecutiva?

¿Por qué sucede esto?

Para entender por qué el peso afecta la maniobrabilidad, primero hay que tener en cuenta que la parte más pesada de un vehículo blindado son los cristales blindados (blindajes claros), y éstos se encuentran en la parte superior del vehículo, provocando que las fuerzas longitudinales y laterales empujen desde arriba al vehículo provocando que se incline en cada curva que tomas, de la misma forma que un edificio alto se mueve más en un terremoto que un edificio bajo. Son leyes de física.

Fuente de imagen: Youtube JGBring1

Este peso añadido es aquel que te podría meter en un problema. ¿Por qué? Simplemente porque el diseño original del vehículo y sus componentes no están diseñados para detener una transferencia de pesos de un lado al otro de tal magnitud.

La responsabilidad de reducir estos efectos recae en la suspensión del vehículo.

Antes de entender qué tipo de suspensión necesita un vehículo blindado, hay que entender cuáles son las funciones de ésta:

La misión de la suspensión:

1.- Confort. Un vehículo sin suspensión sería excesivamente incómodo, cualquier imperfección llegaría directamente a nuestro cuerpo, haciendo imposible circular por cualquier terreno que no sea liso como el mármol.

2.- Contacto. Maximizar la fricción entre las llantas y la superficie del camino durante la aceleración y frenados, otorgando mejor tracción.

3.- Control. Proveer de estabilidad y buena maniobrabilidad en los giros, manteniéndonos correctamente con las llantas al piso y no viendo hacia el cielo.

Supongamos que tenemos al auto ideal, este auto tendría que cargar el 25% del peso total del vehículo en cada una de las cuatro llantas, y mientras éste pueda mantener esa distribución de pesos perfecta, tendrá una gran estabilidad, si embargo, cuando a este vehículo lo aceleramos con fuerza, mandamos el peso dinámico del vehículo hacia atrás, provocando un efecto que se conoce como “Squat”, esto hace que las llantas delanteras ya no están cargando el 50% del peso del vehículo, han reducido su carga y las traseras la han aumentado.

Si nosotros presionamos el freno fuertemente mientras circulamos por la calle, mandaremos el peso dinámico hacia adelante y el mismo efecto sucederá, provocando un efecto conocido como “Dive”, dejando las llantas traseras sin carga y las delanteras cargando la mayoría.

Dive

Ahora en cada curva que tomamos lo mismo sucede con el peso hacia los lados. En una curva hacia la derecha mandamos el peso dinámico hacia la izquierda y lo mismo pasa en curvas hacia la izquierda mandando el peso dinámico del vehículo a la derecha. Este tipo de movimiento llamado “Body Roll” es el que nos podría meter en problemas.

Body roll

La función de la suspensión es minimizar los efectos de estas situaciones, maximizando la maniobrabilidad, la tracción y el confort.

¿De qué se compone la suspensión?

 Resortes:

Resortes de láminas (muelles) o resortes helicoidales. Ambos tipos de resortes están hechos de acero resistente que resistirá las fuerzas aplicadas por la carga sobre el vehículo y las condiciones irregulares de la carretera para ayudar a producir una conducción suave. Esto se logra mediante permitir que las ruedas y los ejes se muevan bajo la tensión de la conducción, de modo que el impacto mecánico de pasar por un bache o encontrarse con un terreno accidentado no se transfiera al vehículo.

Amortiguadores:

Los amortiguadores son una parte integral de la suspensión de un vehículo. Un amortiguador está diseñado para absorber o amortiguar la compresión y el rebote de los resortes y la suspensión. Controlan el movimiento excesivo y no deseado del resorte. Los amortiguadores mantienen sus neumáticos en contacto con la carretera en todo momento.

Barras de Torsión:

Las barras de torsión, también llamadas barras estabilizadoras, se utilizan para evitar que un vehículo se vuelque. Es una barra de acero en forma de U que se conecta a cada una de las ruedas delanteras (o traseras) del vehículo. Cuando un vehículo gira, la carrocería se inclina hacia los lados o su peso se desplaza hacia los lados, la función de la barra estabilizadora es reducir esta inclinación, manteniendo al vehículo y sus pesos estables.

Estas tres partes funcionan en conjunto para mantener ese peso centralizado y estable en el vehículo. Una no funciona sin la otra. Un vehículo que tuviera solamente resortes sin amortiguadores rebotaría como pelota, así como un vehículo sin barra estabilizadora se inclinaría tanto que se pararía en dos llantas antes de volcarse.

¿Cómo afecta a un blindado?

Imagina que estás diseñando un vehículo, es el vehículo ideal (hipotético), una SUV y su peso final será de 2500kg, con una altura total de 2.00 metros sobre el suelo y una distribución de pesos de 50 / 50 adelante y atrás (25% de la carga en cada llanta). Este vehículo estará equipado con una suspensión suficiente para cargar sus 2,500kg, y su barra estabilizadora tendrá un calibre suficiente para mantenerla estable en los giros sin comprometer el confort.

Alguien decide que va a blindar este vehículo y añade 1000kg de peso, concentrado en su mayoría en su parte superior, la distribución de pesos cambió a 69 / 31 y ahora tienes carga dispareja en cada una de las llantas. Los amortiguadores junto con los resortes no tienen el calibre suficiente por lo que ahora se comprimen rápidamente y con mucho más rebote, esto hace que la carrocería del vehículo viaje de arriba abajo y hacia los lados con fuerza, y la barra estabilizadora ya no tiene el calibre suficiente para evitar que esa maza de 3.5 toneladas se incline en las curvas.

Ahora el vehículo es mucho más peligroso que antes, la balanza comienza a inclinarse hacia el punto en que la suspensión de fábrica simplemente no puede hacer frente tanto a la carga como a cualquier terreno castigador que encontramos en este país, y ahí es donde una suspensión especializada se convierte en una necesidad.

¿Qué pasa si ignoramos estos efectos en el vehículo?

El vehículo blindado te otorga una falsa sensación de seguridad al conducir, esto se debe en parte a su aislamiento acústico provocado por el grosor de sus vidrios y puertas, así como su buena adherencia al pavimento. Sí, su buen agarre.

Sin embargo, no hay que confundir agarre o adherencia con estabilidad, pues en este caso el peso añadido es lo que le da ese agarre al pavimento, pero en un vehículo blindado ese agarre es todo menos buenas noticias.

Cuando un vehículo llega a su límite físico de adherencia lo natural es que rompa tracción, esto es algo que conocemos como pérdida de control, o el término técnico (aburrido) sería convertir fricción estática a fricción cinética.

En pocas palabras, cuando llegamos al límite de adherencia, el coche se patina. Pero en el caso de un vehículo blindado al tener mucho agarre debido al aumento de peso y a su vez ese aumento de peso en su mayoría concentrado en la parte superior del vehículo provocaría que al llegar a su límite en lugar de patinar se vuelque (pues las llantas se detienen mientras la carrocería y el peso quieren seguir viajando hacia los lados).

Una suspensión inadecuada provocaría más inclinación del vehículo, por lo tanto, se acentuaría este problema.

¿Qué podemos hacer si necesitamos aumentar la capacidad de carga del vehículo?

Hay todo tipo de vehículos con diferentes suspensiones, hay que ver primero que tipo de suspensión utiliza el vehículo y que opciones de aftermarket podemos encontrar para reforzarla.

Una de las respuestas más obvias para cualquier vehículo es instalar nuevos resortes con mayor capacidad de carga. Incluso es posible cambiar a resortes de “Heavy Duty” o “Heavy Load” que tienen una capacidad de carga mayor que la que pueden soportar los resortes estándar. 

La otra parte crítica de la suspensión que no hay que ignorar es la barra estabilizadora, los hay de todos tipos, colores y calibres, además si uno le busca en las tiendas de accesorios de Off Road, es fácil encontrar una de buen calibre.

Acércate con tu taller o blindadora de confianza para más asesoría. Hay una vida en juego, ¡La tuya!

Te puede interesar: Curso de Manejo de Vehículo Blindados

Share this post